Ir arriba

Danum Valley

DanumValleyBorneo.jpgEl valle de Danum es un parque nacional de 43.800 hectáreas, que se cubre casi exclusivamente por selva baja. Alejado de la civilización podemos describirlo como uno de los lugares más remotos de la tierra. La ciudad más cercana está a unos 82 km y se tardan unas 2 horas hasta llegar allí, ya que el camino, acorde con el entorno, es de tierra y sin asfaltar.

Esta área fue catalogada como Parque Nacional en 1978, no obstante, bastante antes ya era reconocida como “reserva”, lo que ha beneficiado que a día de hoy permanezca intacta y poco modificada por la mano del hombre. Ni los nativos, ni la cultura, ni la economía moderna han dejado su huella en esta región por la que parece que no han pasado los años. La naturaleza ha sabido desarrollarse y mantenerse viva sin ninguna ayuda externa, consiguiendo proteger uno de los ecosistemas más complejos en todo el mundo.

Danum Valley se ha convertido en un importante refugio de vida silvestre y además de los famosos orangutanes, es el hogar de muchas especies en peligro de extinción, tales como osos, rinocerontes de Sumatra y elefantes pigmeos. Todo este territorio se utiliza con fines de conservación e investigación, por lo que todos los visitantes deber acatar las normas marcadas.

Puesto que sólo hay un hotel en Valle de Danum, el número de visitantes está limitado y controlado. Es más, con el fin de poner en práctica la especial protección del medio ambiente, el hotel se adhiere a las normas específicas establecidas para no perjudicar el ecosistema. Esto hace referencia a un nivel bajo de ruido, control y disminución de residuos…etc. La idea es integrarse lo máximo posible en el entorno y evitar cualquier amenaza externa. Como recompensa los visitantes tienen la oportunidad de ver muchos animales en su hábitat natural. Una variedad de aves, insectos, pequeños ciervos y orangutanes que pasean a sus anchas en este pequeño rinconcito de Borneo.

Lo imprescindibles de Danum Valley:

  • Visitar los orangutanes, mientras los hornbills vuelan sobre las cabezas.
  • Contemplar el amanecer desde Bukit Atur.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra página web, por motivos de seguridad, análisis de tráfico y para obtener una mayor eficacia y personalización de los servicios ofrecidos a los usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.